Descubriéndome feminista

“Entre el reflejo y la palabra”

Descubriéndome feminista

Ser promotora de la salud alternativa, incluir la perspectiva de género en mi quehacer profesional y lo que es más incorporar los aprendizajes derivados de mi formación a mi vida  como mujer, a mi entorno familiar, social e individual ha sido un proceso largo, complejo, doloroso y satisfactorio.

Asumirme frente a mí misma y frente a los otros como feminista ha tenido sus costos, esos costos que tiene una que pagar por transgredir la normalidad, lo natural. A mi manera y desde mi lugar en el mundo he tenido que aprender a vivir desde la resistencia, optar por el lado de la revolución, donde sin duda la más dura batalla la he tenido que librar conmigo misma.

feministaMe considero una mujer que creció en una familia tradicional mexicana, que durante su niñez soñaba con el tipo de cosas que se nos permite soñar a las niñas: encontrar a la pareja ideal, casarme, ser madre, etcétera eran las cosas que yo esperaba para mí cuando fuera adulta, sin embargo, con el tiempo algo pasó, alguna vez escuché que la historia podía ser diferente y aunque dudosa podía identificar en mí el deseo de descubrir ese nuevo mundo donde ser mujer me resultaba más inspirador y  me arriesgué, aunque en este trance descubrí que decidir ir contra corriente sería todo menos sencillo.

Comencé a leer sobre construcción de género, género, estereotipos y feminismo y al tiempo que leía me convencía de que lo que encontraba me emocionaba, me inspiraba y sobre todo me invitaba a cuestionar todo lo que yo había incorporado siempre a mi modo de vivirme como mujer. Fue así como mi formación en género acompañada de un trabajo reflexivo sobre mí misma me ha permitido transformarme como mujer, en este sentido hoy al menos estoy en la posibilidad de saber que ser mujer puede significar diferentes cosas, que vivir en pareja debería ser una elección y no una obligación para las mujeres, que no tener a un hombre a tu lado no es estar incompleta, que la maternidad no está hecha para todas las mujeres y que no ser madre no te anula como mujer.

Como promotora de la salud, este proceso me ha permitido alcanzar la claridad necesaria para saber que quiero que mi práctica profesional sirva en la medida de lo posible para minimizar las condiciones de opresión y control que el sistema patriarcal ejerce sobre las mujeres, entiendo también la responsabilidad que como promotora tengo de generar las condiciones pedagógicas necesarias que permitan a las personas reflexionar sobre su realidad, con la intención de generar cambios paulatinos que se reflejen en su capacidad para cuestionar su relación con el poder y por ende en el aumento de sus niveles de autonomía.

Y a ti ¿Cómo te ha cambiado la vida durante o después de tu formación como promotor/a de salud? Espero tus comentarios.

Licencia de Creative Commons
Descubriéndome feminista by Yasmin Guadalupe Vasquez Zagaceta is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.

 

 

Licencia de Creative Commons
Imagen “El feminismo en mi vida” by Diana Yarely Vasquez Zagaceta is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.

(76)

Descubriéndome feminista
Promedio 2.67 votos 3 porcentaje 53.33%

Promoción de la salud ciudadana en defensa del medio ambiente. Reflexiones sobre un caso

 

En este artículo abordaré:

  • Un ejemplo de promoción de salud crítica y ciudadana en defensa del medio ambiente
  • La promoción de la salud como trabajo necesariamente político
  • Algunas implicaciones en la formación de profesionales de la promoción de la salud con perspectiva crítica

 

Muchas veces, durante mis clases en la Licenciatura en Promoción de la Salud de la UACM le he comentado a los estudiantes la idea de que la promoción de la salud es un acto político, sin importar la perspectiva teórica que se utilice. Esta idea vino a mi mente cuando leí el artículo que aquí comento.

El caso en cuestión es el testimonio de una lucha de un grupo de vecinos para defender un bosque que se encuentra al norte de la zona metropolitana de Guadalajara, en el estado mexicano de Jalisco. El bosque se encuentra desde hace varios años amenzado por intereses de compañías inmobiliarias que pretenden construir desarrollos urbanos y un campo de golf. Como las autoridades locales han favorecido estos intereses algunos vecinos se han organizado para exigir su derecho a agua y aire limpios, así como un espacio natural con el que se relacionan de varias formas sin depredarlo.  Los invito a leer el caso antes de continuar con este texto. Pueden hacerlo aquí. o haciendo clíck en la imagen.

 

Al leer el artículo me parece un buen ejemplo de promoción de la salud en el tema ambiental. Tal vez estos vecinos no se asuman como promotores de salud, pero lo son. Puede observarse que se siguen líneas de acción como organización comunitaria, ambientes saludables, alianzas, advocacy y exigilibidad de derechos. También puede observarse que cuando se hace promoción de la salud con un sentido crítico, es decir promoción de la salud comprometida con la transformación de la realidad, necesariamente se llega al conflicto. Aquí está muy claro como dos proyectos en relación a un espacio geográfico se contraponen: el proyecto del mercado (y del gobierno) y el proyecto de los vecinos organizados. El logro del proyecto de unos afectará los intereses de otros y al final ganará quién tenga más poder. Los vecinos necesitarán mucho poder para ganar su lucha.  Ese es un ejemplo claro de la dimensión política de la promoción de la salud y de el posicionamiento ético que tiene que tomar el promotor de la salud con respecto a un escenario así.

Imaginemos que un promotor de la salud se enfrenta a esta situación. En un esceneario como el que se plantea se puede hacer promoción de la salud de maneras muy diferentes. Un promotor de la salud podría dar pláticas de cómo cuidar el ambiente, reciclar la basura y respetar a la naturaleza, así en abstracto. Un abordaje de este tipo (si bien puede tener cierta utilidad) no contradice en esencia ningún interés. Es probable que no modifique mucho y ciertamente que no haga nada por modificar la situación de ese bosque. Una intervención así es probable que cambie poco la correlación de fuerzas, que haga poco por facilitar el empoderamiento de los vecinos. Una opción así, por acción o por omisión es una acción política por parte del promotor de la salud.  Si por el contrario, el promotor de la salud decide aplicar una estrategia diferente, una que por ejemplo esté encaminada a facilitar los procesos de empoderamiento y apoderamiento de este grupo de vecinos y lo hace con eficacia, su trabajo tendrá un impacto político también. De cualquier forma su trabajo es político. Es una cuestión de elección para el promotor de la salud.

Por otro lado, me pongo a pensar que necesitaría saber un profesional de la promoción de la salud para trabajar en un contexto como el que aquí ejemplifico: Biología, ecología, sociología, antropología,pedagogía, derecho, ciencia política para empezar. El saber de los vecinos, su cultura y su relación histórica con el espacio serían sin duda otro elemento indispensable en la comprensión compleja del fenómeno. Es claro que el profesional de la promoción de la salud tiene que tener una formación multidisciplinaria, pero también que ninguna de estas disciplinas, ni la suma de ellas puede dar un entendimiento complejo del caso, o una solución integral. Para lograrlo el promotor de la salud necesitaría poner a dialogar su saber y el saber de otros sobre estas disciplinas para construir una nueva explicación y una nueva propuesta. Es aquí donde la inter y la transdisciplina entran en juego. Y me pregunto si estamos preparados para esto. Si estamos preparando a los profesionales de la promoción de la salud para hacer explicaciones y diseñar estrategias de acción inter y transdisciplinarias.

Licencia de Creative Commons
Promoción de la salud ciudadana en defensa del medio ambiente. Reflexiones sobre un caso by David García Cárdenas is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://www.manantialdenubes.org/members-2/david-garcia/profile/.

(314)

Promoción de la salud ciudadana en defensa del medio ambiente. Reflexiones sobre un caso
Promedio 4.5 votos 2 porcentaje 90%

Abriendo Brecha Hacia Una Vida Digna.

 

 

Abriendo Brecha Hacia Una Vida Digna.

Este video nuestra la realidad del campo mexicano y como buscan alternativas sustentables para tener un futuro viable de acuerdo a su contexto social y cultural; respetando la cosmovisión y creencias de las poblaciones, acciones como estas es parte de la exigibilidad de la promoción de la salud así de cómo la implementación de proyectos dignos viables al campo, y la reflexión de la comunidad de tomar en sus manos las posibles soluciones y necesidades, para poder dar solución a su realidad. (Ángel Ramos)

(119)

¡Ayudanos con tu opinión! califica este artículo por favor.

Jaime Breilh en la Tercera Asamblea Mundial por la Salud de los Pueblos

 

Conferencia de Jaime Breilh en la Tercera Asamblea Mundial por la Salud de los Pueblos en Ciudad del Cabo Sudáfrica.
 
¡Altamente recomendable!
 
Escuchar el audio aquí.

 

(210)

¡Ayudanos con tu opinión! califica este artículo por favor.

Invitación a hacer tu servicio social en un proyecto comunitario de promoción de la salud

Les compartimos un mensaje de invitación que nos envían del Instituto Nacional de Salud Pública. También pueden descargar un folleto en el que se da más información sobre el proyecto, así como los datos de contacto de los responsables.

Folleto MASS-P_03042012

Nos complace compartir con ustedes un pequeño video que elaboramos con la finalidad de promocionar el servicio social, y que chicos/as de diferentes universidades se interesen en participar de nuestro proyecto comunitario. El propósito de enviárselos a ustedes es que conozcan visualmente un poco del trabajo que hemos realizado.

Esperemos les guste.

Quedamos atentas a sus dudas, cometarios y/o sugerencias.

Excelente día!

 

(144)

¡Ayudanos con tu opinión! califica este artículo por favor.

Cartas de una Promotora de la Salud a un Ingeniero Civil (carta 2)

Mi nombre es Beatriz Noriega Luciano, soy una mujer alegre; luchadora romántica y soñadora empedernida que ha convertido muchos de esos sueños en proyectos viables. Soy observadora y callada cuando tengo que serlo, amo el conocer nuevas personas y nuevos lugares pues siempre estoy aprendiéndome a través de la relación que establezco con “el otro” en un encuentro y reconocimiento con mí ser interno. Soy Licenciada en Promoción de la Salud egresada de la primera generación de la UACM.

Escribí una serie de cartas como un ejercicio reflexivo a mi labor como promotora de la salud en relación con el otro, ya sean mis colegas; ingenieros civiles, arquitectos así como las personas de la comunidad en la que se desarrollo el proyecto en el que me involucre de marzo a diciembre del año 2011.

 

Pueden leer la primera carta aquí

 

Bien, pues va la segunda carta. ¡Espero sus comentarios!

 

 

15 de marzo del 2011

 

Apreciable Ingeniero (MCP)…

 

¿Será a caso que una Promotora de la Salud también debe dedicarse a las Relaciones Públicas? Aún no hemos conseguido al profesionista “Arquitecto de Barrio” para el estado de Tlaxcala. Yo estoy sintiendo un poco de presión, ya que ahora, el Dr. Paz me ha solicitado que sea yo la que entreviste y elija a la persona ya sea  arquitecto o ingeniero civil.  Esa idea me agradó, porque digo al final él será mi compañero de trabajo, es decir, mi par. Comencé por recurrir a mi capital social para ver si dentro de mis conocidos había alguien interesado en participar en el proyecto. Por el momento tú eres la única persona que yo conozco que cubre con una buena parte de los requisitos, salvo que estas en tierras Guanajuatenses y el proyecto es en tierras Tlaxcaltecas. Pase a una segunda etapa y recurrí a la red social de mis hermanas y sus conocidos.

En estos días he entrevistado a dos candidatos, ambos ingenieros civiles con experiencia en trabajo en instituciones privadas y de gobierno, sin embargo creo que mi mirada y mi razón me sugieren en no verles como una opción viable, ya que no es lo que ellos están buscando y tampoco lo que yo estoy buscando, me refiero a su gusto y agrado por el encuentro con “el otro”, es decir por hacer trabajo comunitario, un detalle primordial en este tipo de proyectos. “El agrado por el trato con la gente”

El Ing. Serenidad había quedado en enviarme curriculum de algunas personas y hasta la fecha no lo hizo, así que hoy decidí  presentarme en sus oficinas del infonavit, ubicadas en Boulevard Revolución, col. Atempan, muy cerca del Centro de Tlaxcala. Quedó también en convocar a una reunión con los vecinos de la unidad para presentarme a mí y el proyecto pero tampoco lo ha hecho. Eso sin contar que también quedó muy formal en ayudarme a conseguir un espacio para vivir allá. Al llegar a las oficinas, su secretaria me comento que él tenía reuniones y que no podría atenderme así que decidí regresar más tarde para verle. Aprovechando mi viaje, me dispuse a conocer la unidad  “San Diego Crom”, a pie en  este día, aún de invierno, con el aire tocando mi ser.

Me lleve una sorpresa muy grande pues resultó ser que la unidad que recorrimos en camioneta no era la unidad San Diego Crom, sino otra. ¿Qué tal he? Desde mi perspectiva creo que un reconocimiento de la comunidad es mejor hacerla a pie, pues al hacer el recorrido también te puedes dar la oportunidad de observar con los sentidos, es decir mirar que mi realidad quizá no será la misma que la de otros ojos, escuchar lo que “el otro” está diciendo no sólo con el oído sino también con el corazón, probar que las personas no sólo sienten alegrías sino también tristezas, dolor, rabia, enojo y qué decir del tacto y no de un tacto sólo con el tocar sino también con el sentir con este poder mostrarme ante la otra persona que está frente a mí, tal cual como humana que soy y no con esta etiqueta de mi ser profesionista. Y pues creo que la camioneta finalmente fue una barrera que se puso para no poder mostrarse y encontrarse con las personas de la comunidad.

Así que en esta ocasión yo me di la oportunidad de hacer el recorrido y reconocimiento del lugar de inmediato algunas personas me ubicaron como extraña y ajena a la unidad, hubo una Señora, llamada Amapola que me ofreció el departamento de su amiga, me dijo que la renta era barata y me citó para el día jueves.

¿Recuerdas ingeniero que te comente que estoy pensando en vivir en Apizaco? aunque aún no defino si será bueno vivir en este espacio en donde se desarrollará el proyecto pues de pronto creo que será bueno involucrarse más de cerca con los vecinos de esta unidad habitacional, sin embargo yo no dejare de ser una extraña o ajena al lugar, ya definiere más adelante y te contaré.

Creo que este primer contacto con la Sra. Amapola me sirvió no sólo para saber de la renta del lugar sino también para saber cómo se siente ella viviendo ahí y como mira lo que sucede en este lugar.

Yo por mi parte observé que en la mayoría de los edificios la pintura se veía desgastada, algunas calles no contaban con pavimento, el área de juegos para los niños estaban en malas condiciones. Recordé que justo ese era el punto principal que se mencionó en la conferencia (que se nos dio a los promotores como parte de la capacitación para el proyecto), los promotores llegarán a mirar y trabajar con estos problemas (desde la visión de los responsables del proyecto “rehabilitación de barrios”)

Mis pies continuaron animosos su caminar y  conversé con gente de una tienda y con uno que otro vecino que se hacía notar por su presencia dentro de la unidad. Yo sólo me presentaba como una chica que estaba buscando un lugar para vivir pero creo que la gente tenía mucho que contar como bien lo dice, Cristina Pacheco (Conductora de canal 11 con el programa  aquí nos toco vivir). Creo que esta capacidad de escucha me ha sido favorable para mi labor como promotora de la salud ¿Tú crees que sea importante tomar en cuenta lo que la gente dice? ¿Los ingenieros escuchan a las personas? ¿Crees que sea una habilidad que sólo algunas personas la desarrollen, sean de la profesión que sean?

¿Cuántas preguntas verdad? Recuerda lo hemos conversado y ambos concluimos que estas preguntas nos hacen tener una mirada crítica y reflexiva. Sabes a mí lo que me embruja y me hechiza es todo lo que una persona tiene que contar. Eso me hace darme cuenta que no puedo sólo quedarme o encuadrarme en un modelo para hacer trabajo con la gente sino en que debo echar mano de muchas otras herramientas para ello. ¿Tú qué piensas ingeniero?

Después de haber conversado con algunas gentes, me di cuenta que estas personas de la unidad, San Diego Crom hablarían de muchos problemas de salud, pero no sobre los que te estás imaginando ¿recuerdas nuestras charlas sobre ello? Largas charlas verdad, bueno pues estos problemas no tienen nada que ver con los problemas de enfermedad sino sobre los que tienen que ver con sus propias relaciones sociales, o los que tienen que ver con sus limitantes a sus proyectos personales y colectivos, los que hacen que sus capacidades humanas se vean limitadas, en fin ya lo iremos mirando y viviendo en el proceso…….

Abordé el colectivo que me llevó al Centro de Apizaco y de ahí tome la pecera, para llegar a las oficinas del infonavit, la cual se fue puebleando. Eso me permitió observar y percibir un aroma distinto al de la Ciudad de México, mirar como las dinámica de lo cotidiano aquí no son tan cotidianos bueno al menos no para mí. Calculé el tiempo que me haría si me quedaba a vivir en Apizaco y ese tiempo es más menos una hora de distancia.

Al llegar a las oficinas del infonavit ya estaba ahí el Ingeniero Serenidad. Converse con él y me dijo que aún teníamos tiempo para “cubrir nuestras metas”, que me fuera con calma. Su actitud me enfadó un poco, la forma en la que interprete su mensaje fue. “a mí sólo me interesa cubrir mis metas” como todo un agente trabajando para una institución, -pense-. Le comenté que era importante que yo comenzara con mis visitas domiciliarias y que la gente se fuera involucrando en el proyecto, ya que el objetivo de este programa era la implementación de un modelo participativo en donde la gente sería la encargada de planificar su proyecto. –Sonrió- y su sonrisa me complicó más. Pues no quería interpretar esa sonrisa así que amablemente le sugerí la siguiente semana para llevar a cabo la reunión con los vecinos de la unidad, y esta se acordó para el día martes 22 de marzo a las 16:00 Hrs.

La complejidad de mis pensamientos, un contraste con mis emociones.

Te saludo con mis ojos mirando por el cristal del autobús Atah, de regreso a la ciudad de México.

 

Promotora de la Salud (BNL)

 

 

Licencia de Creative Commons
Cartas de una Promotora de la Salud a un Ingeniero Civil (carta 2) by Beatriz Noriega Luciano is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

 

(84)

¡Ayudanos con tu opinión! califica este artículo por favor.

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers:

Ir a la barra de herramientas